“El aspecto más triste de la vida en este preciso momento es que la ciencia reúne el conocimiento más rápido de lo que la sociedad reúne la sabiduría”

Isaac Asimov

Esta semana traemos al blog “España a ciencia cierta, una mirada al futuro que podemos construir«, un interesante trabajo coordinado por Javier García Martínez.

Para la elaboración del presente post he intercambiado distintos mensajes con Javier que amablemente me ha compartido el resumen que prepararon para la presentación del libro.

El informe comienza con un análisis de la realidad económica española, definida por las pymes, su temporalidad, un paro estructural del 12%, un enorme paro juvenil y una productividad baja, comparada con nuestros socios europeos.

Según el estudio, la cuarta revolución industrial es el tren que está pasando delante de nosotros y que estamos dejando una vez más pasar.

Escenario

Por alguna razón, España se siente más cómoda comprando que desarrollando tecnología. Son numerosos los indicadores que sitúan a nuestro país en los primeros puestos en implantación de infraestructuras TIC, movilidad inteligente y otras soluciones tecnológicas de vanguardia, pero no en el ámbito de la innovación y desarrollo.

Por ejemplo, el European Innovtion Scoreboard 2020 (ver gráfico), nos sitúa en la zona moderada de la innovación incluso por debajo de la media europea, lo cual transmite la impresión de “tiempo detenido” en las tasas de pymes innovadoras, de inversión en I+D de las empresas o en el desarrollo de patentes y colaboración entre el sector público y privado.

españa acierta gráfico

Desde 1996, las exportaciones de nuestro país prácticamente no han cambiado. Seguimos produciendo y exportando lo mismo. La mayoría de países líderes en la economía han cambiado su sistema productivo completamente. Han incorporado nuevas tecnologías, mientras que España sigue con un sistema productivo bajo en complejidad económica, que es lo que analiza este índice de la Universidad de Harvard. Este análisis pone de manifiesto la baja complejidad de nuestro sistema productivo. Por tanto, puede ser copiado y relocalizado fuera de nuestro país.

No obstante, se están registrando motivos para el optimismo. En el recientemente finalizado Programa Europeo de Ayudas a la I+D Horizonte 2020, España consiguió situarse como el cuarto país por tasa de retorno (10.1%), el tercero en participación y, sobre todo, el primero en liderazgo de proyectos, siendo el primero en proyectos aprobados en el área de Pymes y “Ciencia para la Sociedad”.

Es obvio, creo que todos lo pensamos, que hay grandes líneas de conocimiento en las que España puede aspirar a hablar con voz propia en el panorama internacional. Siempre que seamos capaces de encontrar espacios de colaboración público / privada y de poner en marcha los planes adecuados.

Desde esta perspectiva, “España a ciencia cierta” selecciona diez tecnologías en el informe del año 2021:

1. Telemedicina
Prácticamente todos hemos experimentado la telemedicina durante este último año y medio y hemos identificado el potencial de su desarrollo. La segunda generación de telemedicina, no solo va a hacer posible una interacción más eficiente con el sistema sanitario, sino también reducir costes y mejorar el diagnóstico de los pacientes.

2. Fotónica
La fotónica tiene el potencial de transformar la industria de las telecomunicaciones, así como de revolucionar la robótica y los procesos de automatización, la medicina avanzada y las tecnologías wearables.
Las tecnologías fotónicas son un elemento crítico en las seis cadenas de valor estratégico identificadas por la Comisión Europea: Vehículos conectados, limpios y autónomos, salud inteligente, industria baja en carbono, tecnologías y sistemas de hidrógeno, Internet industrial de los objetos y ciberseguridad.
Oportunidad: España tiene menos del 1% del total de empresas de fotónica de la UE.

3. Hidrógeno
La generación de hidrógeno verde es la gran oportunidad para España. España es la fábrica de electrones verdes de Europa, pero si vendemos electrones verdes, vendemos materia prima. La idea es utilizar estos electrones para generar moléculas verdes, como el hidrógeno o el amoniaco verde y, de esta manera, avanzar en la cadena de valor y vender productos de alto valor añadido en vez de materias primas.

4. Neurociencias
Desde hace más de cien años, España ha sido líder en neurociencias. Hoy en día lo es en muchas tecnologías que muestran la conexión cerebro-máquina que nos va a permitir una interacción con robots y ordenadores muchísimo más natural.

Apostar ahora garantiza una economía líder.

En España, existen destacados grupos de investigación universitaria, muchos de los cuales pertenecen al consorcio del HBP (Human Brain Project) europeo y además hay experiencias atractivas de emprendedores que van abriendo camino en diferentes aplicaciones de la neurociencia.

5. Procesamiento matemático
Las siguientes cifras son sorprendentes, pero muestran el enorme valor de las matemáticas. En el Reino Unido la contribución de las matemáticas al PIB es del 43%. Detrás de esto están los seguros, la logística, el sistema financiero. Todas estas grandes industrias son, básicamente, datos. En España todavía tenemos un gran recorrido que hacer para que el oro del siglo XXI, los datos, se utilice de la forma más eficiente posible. Ahí las matemáticas tienen un papel fundamental.

De ahí la importancia de la educación en matemáticas, para que España pueda liderar esta economía de los datos.

La próxima semana haremos un breve resumen de las otras cinco tecnologías identificadas en el estudio.

Compartir

9 comentarios de “España a ciencia cierta /1

  1. José Luis Prieto Calviño dice:

    Comparto tu reflexión de motivos para el optimismo, en base a los resultados publicados del Programa Horizonte 2020, y sobre todo por el liderazgo de proyectos ya que muestra una evolución de lo individual a lo colectivo, ya que en mi opinión nos sobran individualidades pero nos faltan equipos. El éxito futuro pasa por la colaboración

  2. Enrique Titos dice:

    Gracias Adolfo. Cuando empecé a leer el libro, detecté la importancia de sus propuestas, ya que son concretas y accionables para que España no se pierda otro tren tecnológico y científico. Desde el 19 al 27 diciembre escribí un hilo de twitter diario por capítulo. Me alegro de coincidir en el interés. La cuestión es tomar este libro como blueprint posible para que una colaboración público privada haga que España se sitúe realmente en posiciones de liderazgo.

    • Adolfo Ramirez dice:

      Enrique, gracias por participar en el blog, totalmente de acuerdo contigo, el reto es conseguir esa colaboración público / privada … que tanto nos cuesta.

  3. Nacho dice:

    Interesante reflexión, sin duda es un “MUST”, tenemos que acelerar el cambio del tejido productivo aplicando estas u otras tecnologías…, expectante a los siguientes blogs…

    • Adolfo Ramirez dice:

      Nacho, gracias por participar en el blog, sin duda entender y aplicar en la dirección adecuada la tecnología es un elemento clave de la competitividad a nivel país y empresa.

  4. Nacho dice:

    Muchas gracias Adolfo por la reflexión, sin duda es un MUST, debemos acelerar el cambio en el tejido productivo aplicando estas u otras tecnologías….expectante ante tus próximos blogs

  5. Elba Julieta GArcía Terrero dice:

    Aunque no he leido el libro, me gustaría conocer qué propuestas existen, más alla de la telemedicina orientada a personas de la tercera edad, para la incorporación del Adulto Mayor Activo, que por su retiro del mercado, no encuentra espacios donde insertarse y actualizarse. Este adulto mayo, el 32% de la población española, quiere ser parte de los nuevos retos y necesita acutalizarse. ¿Que hay para ellos no como demandantes sino como oferentes de nuevos servicios?

    • Adolfo Ramirez dice:

      Elba Julieta, gracias por participar en el blog. Te animo a suscribirte a http://www.vidasilver.com una iniciativa que co-promuevo con IFEMA y que precisamente trata el tema que pones encima de la mesa.
      Échale un vistazo y estaría encantado en recibir tus comentarios e ideas para seguir avanzando.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.