Action Tank

“Action Tank”. Identificando las claves para acelerar la transformación de las organizaciones

“Cuando las palabras se las lleva el viento, son las acciones las que dan los fundamentos.” 

Yesid Muñoz Nat Myst

 

En el ámbito de mi colaboración con Club Excelencia en Gestión (CEG) y en la dinámica del Club de desarrollar nuevos servicios que den respuesta a las necesidades y demandas de sus socios hemos  diseñado y desarrollado el Action Tank, que en su primera edición y con el título “Acelerando la transformación de las Organizaciones” hemos trabajo durante los últimos seis meses contando con la participación de 21 empresas y 42 profesionales socios del C.E.G.

La presentación de resultados la realizamos el pasado 5-2-2020 en el Barrabés Growth Space.

La idea es muy sencilla y se fundamenta en tres  elementos básicos:

El Action Tank se convierte en un Foro de intercambio y contraste de ideas y prácticas aportadas por profesionales que están viviendo la transformación digital en sus organizaciones y que tiene en su objetivo, en este caso identificar las claves para acelerar la digitalización,  su elemento diferenciador.

En esta línea, en el seno del grupo de trabajo se identificaron cinco pilares básicos sobre los que construir este plan para acelerar la transformación en las organizaciones.

 

Estrategia y visión

Entender la posibilidades de la era digital y el cambio que están experimentando los clientes en sus comportamientos, es el primer paso para definir la estrategia de la compañía, en muchos casos la nueva estrategia y a partir de ahí construir un Plan de Transformación potente.

Un Plan que, según los debates del Action Tank, debería incluir aspectos como: el impulso y compromiso de los altos ejecutivos de la empresa, la sincronización e involucración de las distintas funciones de la organización, la gestión del cambio cultural, la definición de éxitos a corto que motiven a los equipos a seguir adelante y un modelo de seguimiento que incluya un cuadro de mando que permite ver avances y pivotar en los casos que sea necesario.

Clientes y Negocio

El conocimiento de sus clientes (o potenciales clientes) “actuales” es el gran reto de las compañías y en este contexto la gestión inteligente de los datos se presenta como el eje de actuación clave.

Situar al cliente, realmente, en el centro de la estrategia y la actividad, analizar la evolución del negocio como un plataforma, avanzar hacia organizaciones abiertas, utilizar las nuevas tecnologías como elemento diferencial en las relaciones con los clientes y la innovación en nuevos modelos de negocio que generen nuevos ingresos para las empresas, aparecieron como los elementos clave en el proceso de aceleración digital de las organizaciones.

Cultura y Personas

Definida la estrategia, el proceso de cambio y el modelo de negocio, el siguiente paso es preparar a las personas para el “nuevo modelo”.

Es un elemento que por más evidente e importante que parezca y que en realidad lo es, no está priorizado, sorprendentemente, en los planes de muchas organizaciones.

Definir una ambiciosa estrategia de negocio, definir unos atractivos productos y servicios para ofrecer a los clientes e invertir en las tecnologías más modernas, no tienen ningún sentido si después no se invierte en formar a los profesionales de la organización en las nuevas capacidades.

Algunas acciones aparecen como imprescindibles en el A.T., como: la claridad en la comunicación del propósito y estrategia, la formación de los empleados en las nuevas habilidades, la coherencia en la gestión, la implicación de los líderes en el cambio, la evolución de los modelos organizativos incorporando herramientas como agile o la transformación del sistema de objetivos para alinearlo con la nueva estrategia.

Tecnología y procesos

Las nuevas tecnologías, la tormenta tecnológica perfecta, como desarrollo en “Digitalizate o desaparece”, son las causantes de la disrupción en los modelos de negocio, pero a la vez se han convertido en las mejores aliadas en los procesos de cambio en las empresas.

En este ámbito, y sin entrar en el detalle de las distintas tecnologías, los aspectos más relevantes que se identificaron tiene que ver con: realizar un plan de evolución del “legacy”,  estar al día en los cambios y oportunidades digitales, generar y/o participar en ecosistema, entender el marco regulatorio, simplificar los procesos con especial foco en los puntos de fricción con clientes y empleados y seguir avanzando en ciberseguridad.

Ejecución

Según distintos informes, que últimamente proliferan por Internet, el 70% de los proyectos (y planes de transformación) fracasan en la ejecución.

Analizando las posibles causas de esta realidad, aparecen una serie de barreras como: la falta de impulso y compromiso por la alta dirección (no es suficiente con decirlo aunque se haga en una macro-convención), la falta de recursos, el no alineamiento de todas las funciones y de los mandos intermedios o ausencia de decisiones críticas respecto a estructura y personas.

En este caso, pasar a la acción, como aportaron las personas que participaron en esta jornada del Action Tank implica: involucrar a las personas desde el primer momento,  comunicar con claridad y sistemática, realizar un seguimiento riguroso, tomar las medidas que procedan (aunque sean dolorosas) para corregir desviaciones y llevar la transformación y en definitiva a la organización a otra dimensión.

Es verdad que Albert Einstein decía “si tuviera una hora para resolver un problema y mi vida dependiera de la solución, gastaría los primeros 55 minutos para determinar la pregunta apropiada y 5 en revolverla (ejecutarla)”, y no puedo estar más de acuerdo con esta reflexión, lo que ocurre es que los 55 minutos, se han convertido, en muchas organizaciones en 5 años y el punto de no retorno cada vez puede estar más cercano.

No Comments

Post A Comment